Los consumidores y economistas sorprendidos por la reducción del Impuesto al Valor Agregado (IVA) Foto: © picture-alliance/W.Steinberg

Nº contagiados (+394)

Nº casos (c/10000 hab)

Nº fallecidos

Recuperados (Estimado)

El índice de reproducción/contagios (R) se ubicó en 0,57 número inferior al día anterior (0,71) y el más bajo desde que comenzó la pandemia.

A partir de las aperturas comerciales graduales implementadas en el país luego del pico de la pandemia el índice permaneció mayormente por debajo del valor “1” . Los epidemiólogos sostienen que el índice (R) debe mantenerse por debajo del valor “1” para lograr la contención de la ola de infecciones.

Fuente: Robert Koch Institut. Pág.Web. www.rki.de/en

Parámetro de la Pandemia

▲▼ Aumento/Disminución con relación al valor del día anterior (segunda fila)
Posición: 04 de Junio 2020

Fuente: Tabla elaborada por n-tv en base a los datos de los Estados Federados y del Instituto Robert Koch

La Canciller Federal Merkel manifestó hoy: “Tenemos que poner en marcha la economía”

El presidente del Instituto Robert Koch, Dr. Lothar Wieler manifestó hoy un moderado optimismo ante la caída de contagios por tercer día consecutivo y ante la evidencia de que el número de recuperados supera el 50% del total de los casos.

Nuevo paquete de ayuda del Gobierno por el nuevo Coronavirus

  • Reducción del Impuesto al Valor Agregado (IVA): 20.000 millones de euros 
    Del 19% al 16%, y del 7% al 5% durante seis meses
  • Bono para familias: 4.300 millones de euros 
    Bono único de 300 euros por hijo
  • Inversiones en el futuro: 50.000 millones de euros
    Inteligencia artificial, hidrógeno, Red 5G
  • Ayudas puente: 25.000 millones de euros
    Hoteles y restaurantes, clubes y bares, agencias de viaje
  • Primas de compra, de 3.000 a 6.000 euros
    Duplicación de la prima de compra para autos eléctricos
  • Red de cargas de autos eléctricos: 2.500 millones de euros
    Fomento de la ampliación de la red
  • Transporte público: 7.500 millones de euros
    Red ferroviaria de la Deutsche Bahn y red de transporte público
  • Impuesto a la actividad industrial: 6.000 millones de euros
    Compensación a la pérdida de ingresos municipales
  • Reducción impositiva: 8.000 millones de euros
    Para empresas
  • Reducción para clientes de red eléctrica: 11.000 millones de euros

El amplio programa económico en la pandemia, concertado por el Gobierno , contempla ayudas por 130.000 millones de euros.

Algunos señalaron que es «mejor de lo que se pensaba»; otros consideran que «mejor, casi imposible». Y también se dijo que el paquete es un apoyo «en tiempos en los que realmente es necesario». Hasta la organización ecologista Greenpeace lo elogió, aunque no demasiado: el paquete es de un «verde pálido».

La gran coalición del Gobierno alemán, formada por la Unión Demócrata Cristiana (CDU) y el Partido Socialdemócrata (SPD), decidió el pasado miércoles por la noche (03/06/2020) las medidas de ayuda económica en la crisis del nuevo Coronavirus por un total de 130.000 millones de euros.

Carsten Brzeski, jefe de Economía del banco ING, manifestó que se trata de una «mezcla», pero ve en ella también «partes jugosas», como, por ejemplo, la reducción del Impuesto al Valor Agregado (IVA) y los 50.000 millones de euros en inversiones que incluyen una prima por la compra de automóviles
eléctricos.

Todo eso lo hace efectivo, según Brzeski, para «fortalecer la demanda y las inversiones a futuro, y seguir intentado amortiguar lo mejor posible los daños a corto plazo». El paquete complementa un primer programa de rescate de grandes dimensiones que el gobierno alemán ya puso en marcha en marzo de 2020.

Aunque la totalidad de las medidas de ayuda del gobierno representan cera del 10%del Producto Bruto Interno (PBI) del país, las reacciones en las bolsas fueron más cautelosas que las de los economistas. En Asia, cuyas bolsas ya estaban trabajando poco después de la resolución de Berlín, el
paquete económico alemán apenas reforzó la confianza de los inversores asiáticos en un repunte económico. En Tokio, el índice Nikkei aumentó un 0,1%; la bolsa de Shanghái perdió un 0,3 por ciento; el índice MSCI de acciones asiáticas fuera de Japón subió un 2%. Todo esto, probablemente,
porque los mercados estaban claramente en alza en los últimos días, a la espera de más paquetes de ayuda.

El presidente del Instituto de Investigación Económica IFO, Clemens Fues, sin embargo, juzga este desarrollo de manera muy positiva: «El paquete coyuntural seguramente podrá amortiguar la recesión, pero claro que no podrá acabar con ella». A pesar de eso, Fues aconseja ser cuidadoso con respecto al Bono Familiar. Según él, este traerá cierto alivio, pero dice que sería injusto tratar de compensar las cargas que afligen en la crisis del nuevo Coronavirus a las familias, y a toda madre y todo padre que es cabeza y responsable económico de familia, con un pago único. «Por ellos hay que
hacer mucho más», señaló Fues. «No puede ser que se piense que con 300 euros por hijo ya nos deshicimos del problema», destacó.

Para el director del banco ING, Jörg Krämer -quien considera que el programa por valor de 130.000 millones de euros es «mejor de lo que se pensaba»-, sostiene que un elemento importante en el paquete es la decisión acerca de la carga impositiva. «La resolución sorpresiva de reducir el IVA durante un tiempo impulsa el consumo y ayuda a todos, no solo a algunos rubros económicos», destacó. Con cada compra y cada servicio se cobra el IVA, un impuesto de los llamados «indirectos», que afecta a cada persona. «Los 130.000 millones son una inversión contra el peligro de una depresión económica», indica, por su parte, el presidente de la junta directiva de la Agencia Federal de Empleo, Detlef Scheele. Al fin y al cabo, uno de cada cinco de los 2,8 millones de desempleados en Alemania ha perdido su trabajo a causa de la pandemia del COVID-19.

Las empresas alemanas declararon a casi 12 millones de trabajadores como empleados de jornada reducida, y para la segunda mitad de 2020 será inevitable que desaparezcan puestos de trabajo, pronostica Scheele.

Fuente: Ministerio de Economía www.bmwi.de  / www.handelsblatt.de / www.dw.de / www.focus.de 

Traducción libre de varias fuentes:

El Banco gubernamental de desarrollo (Kreditanstalt für Wiederaufbau -KfW-) obtuvo hoy luz verde de la Comisión de la Unión Europea para implementar una línea de crédito directa para las empresas medianas sin el previo análisis usual de riesgo y asumiendo el 100% del mismo ante impago. Es decir el Estado asume el 100% de la responsabilidad contractual ante un impago.

El objetivo de esta medida constituye cubrir rapidamente la urgente demanda de liquidez que requieren aquellas empresas medianas ante la profundidad de la crisis del coronavirus. La única condición previa es que las firmas hayan tenido ganancias durante el 2019 o en promedio en los últimos tres años y que el problema de liquidez se deba a la crisis del coronavirus. La Unión Europea que en situaciones normales es muy rígida en estos casos flexibilizó sus disposiciones al respecto.

El presidente de la KfW, Dr. Günther Bräunig estima que ingresarán numerosas solicitudes y destacó que junto a los bancos y cajas de ahorro resolverán los requisitos técnicos para efectivizar lo más pronto posible los correspondientes desembolsos. Las solicitudes se podrán presentar a partir del próximo miércoles 15/04/2020.

En resumen la línea de crédito rápida en cuestión contempla los siguientes puntos principales:

  • El crédito rápido se encuentra disponible para las empresas medianas con más de 10 empleados y que estén activas en el mercado como mínimo desde el 1° de enero de 2019.
    -el crédito es para la adquisición de bienes de capital o equipamiento o para los gastos corrientes como alquiler, salarios o existencias en depósitos.
  • El crédito no está disponible para reestructurar o saldar créditos preexistentes.
  • El volumen del crédito por empresa asciende hasta el equivalente al 25% de su facturación anual en 2019, con un tope máximo de 800.000 euros para firmas con una planta de empleados mayor a 50 y 500.000 euros para aquellas con una planta de hasta 50 trabajadores.
  • La empresa no debe presentar dificultades hasta el 31 de diciembre de 2019 y debe exhibir a esa fecha una situación económica ordenada.
  • La tasa de interés actual es de 3% anual con un plazo de devolución de 10 años, con posibilidad de obtener 2 años de período de gracia
  • El plazo para la solicitud de pago o transferencia concreta del desembolso es de 30 días luego de otorgado formalmente el crédito y es liquidado en un solo monto.
  • Los bancos que instrumentarán los créditos recibirán por parte del banco gubernamental de desarrollo (KfW) una exención de responsabilidad por el equivalente al 100%, asegurados por la garantía del Estado Federal.
  • El otorgamiento del crédito se realizará -sin otro análisis de riesgo previo- por parte de los bancos y de la KfW. De esta forma se lo concederá rapidamente.

Fuente: Banco gubernamental de desarrollo -KfW- (www.kfw.de), periódico económico Handelsblatt (www.handelsblatt.com) y revista Focus (www.focus.de)